.
 
.

EDITORIAL - 08/11/12

Editorial: "Un Banfield 'part-time' que no rinde"

A tan sólo cinco fechas del final de la primera parte del campeonato, el conjunto de Garnero ha comenzado a perder gran parte de su efectividad ofensiva a lo largo de los últimos encuentros. A esto también hay que sumarle el bajo nivel que el plantel viene exponiendo en su sector defensivo desde el comienzo del torneo.

En sus primeros partidos en la BN, la delantera del Taladro parecía arrolladora, una máquina imparable que prometía muchas alegría. Pero desafortunadamente ese empuje y energía han comenzado a desvanecerse. Lo mismo viene de la mano de un mediocampo que no está presentando un rendimiento regular a lo largo de los encuentros, lo cual dificulta la generación de jugadas de peligro en el área rival y la llegada de la pelota hacia los delanteros. Por estos motivos, la regularidad del plantel ha comenzado a decaer, y el mismo sólo presenta algunos lapsos de buen juego.

Si bien a lo largo de los últimos partidos el equipo ha logrado demostrar ciertos momentos de conexión, éstos no alcanzaron ya que solamente se extendieron por la mitad del encuentro o por algunos minutos del mismo. La falta de convicción por parte del plantel en tener una estrategia clara a lo largo de los 90' de juego, es lo que terminó ocasionando que partidos tales como el de Olimpo, en el cual el conjunto aparentaba estar decidido a ganarlo, terminase perdiendo por 3 a 0 ya que en el segundo tiempo no supo llegar al arco rival. Otro claro ejemplo de este tipo de situaciones es el partido frente a Patronato, en el cual parecía que en los últimos 15' del primer tiempo iba a liquidar el partido, y al final, se terminó quedando con un empate que solamente sirvió para poner de manifiesto la irregularidad del plantel.

Dado el bajo rendimiento de todo el equipo en los últimos encuentros, los cambios dentro de los once titulares estuvieron a la orden del día. Todo comenzó en el mencionado partido frente a Olimpo, en el cual el central Rubén Zamponi se retiró muy cuestionado y silbado por la hincha del conjunto albiverde. Como consecuencia del bajo nivel de juego que expuso en dicho partido y el importante grado de responsabilidad que tuvo en varios de los goles convertidos por el rival, el ex jugador de San Martín de San Juan fue eliminado por completo del equipo, ya que desde ese entonces ni siquiera figura en la lista de los convocados. A esta caída se sumó la de Marcelo Mosset y Nahuel Yeri, quiénes no terminaron de convencer al DT en los encuentros frente Atlético de Tucumán y Gimnasia y Esgrima de Jujuy respectivamente, lo cual hizo que los mismos no se encuentren dentro de los once titulares de Garnero.

Por el momento, la suerte que corrieron los delanteros del plantel fue diferente, ya que las variaciones que se introdujeron se debieron a motivos ajenos al rendimiento de los jugadores. No obstante, en el mediocampo el cuerpo técnico ha ensayado un conjunto de variantes que aún no han rendido sus frutos, ya que el nexo entre los mediocampistas y delanteros es cada día menor, al igual que la cantidad de goles convertidos por el equipo.

Este es el Banfield de hoy en día; un Banfield que funciona solamente part-time y se dedica a ensayar variantes que no brindan seguridad ni a los jugadores ni a sus hinchas. Un equipo que sólo opera medio tiempo, pero que no logra ser regular en los partidos. Un plantel sin ideas claras, que no se decide por salir a ganar un encuentro o por forzar el error del rival para así poder convertir. Un conjunto que parece no encontrar su rumbo y que continúa consumiendo fechas sin siquiera poder lograr mejores resultados.


Por lsassipardo@notibanfield.com.ar
.


.
NotiBanfield es realizada por hinchas de Banfield para hinchas de Banfield. Sitio On Line desde el 14 de febrero de 2009, año en que cumplimos el sueño.